Cómo saber si se tiene sólo un simple dolor de espalda o una hernia discal

Muchas personas piensan que el dolor de espalda que sienten es eso: un simple dolor de espalda, pero lo que en realidad tienen es una hernia discal. Entonces, surge la siguiente interrogante ¿Qué es la hernia discal?

La columna vertebral está conformada por 33 piezas diferentes: las vértebras, que se encajan unas con otras a modo de partes de un rompecabezas (puzzle) con el fin que la columna tenga movilidad.

Sin embargo, para evitar el roce entre una vértebra y otra, existe una especie de almohadilla (discos intervertebrales) que sirve de amortiguador ante posibles traumatismos y evita que se compriman los nervios.

Con el paso del tiempo, a partir de los 30 años aproximadamente, este disco amortiguador va perdiendo elasticidad, y deja de ser tan efectivo, y ante determinados movimientos, puede salirse de su posición original o incluso romperse por un trauma o esfuerzo; condición que recibe el nombre de hernia discal.

Cuál es la diferencia entre la hernia discal y el dolor de espalda?
El síntoma principal es el dolor, que dependerá de la zona afectada (de allí que se confunda con un simple dolor de espalda).

Sin embargo, se diferencia ya que el dolor producido por la hernia discal aumenta con la tos, la flexión o tras estar mucho tiempo sentado mientras que mejora al estar tumbado con las piernas flexionadas.

Igualmente, suele ser menos doloroso al estar caminando que al estar de pie y puede aparecer sensación de pérdida de fuerza, debido a la compresión de las raíces nerviosas; lo cual no ocurre en el dolor de espalda común y corriente.

En los casos más graves, donde hay grandes herniaciones, la médula puede resultar dañada, lo que se traduce incluso en pérdida del control de la orina y de las heces.

Qué hacer si se tiene hernia discal
Si el dolor de espalda proviene de una hernia discal, es necesario evaluar varias opciones siendo una de ellas la cirugía.

Sin embargo, es importante señalar que la cirugía no está exenta de riesgos, y aproximadamente uno de cada cinco pacientes intervenidos continuará con dolor en la espalda.

Debido a ello, muchas personas prefieren tratar de disminuir el dolor de espalda asociado a la hernia discal con tratamientos naturales como: termoterapia, electroterapia, tracciones lumbares, collarines, fajas, masajes, hidroterapia, etc

Otras recomendaciones naturales que se pueden tomar en cuenta son:

  • Dormir en un colchón duro con una tabla debajo.
  • Acostarse de lado con una almohada entre las piernas para evitar que las caderas tengan movimiento rotatorio y aumente la presión en la espalda.
  • Acostarse sobre la espalda, con una toalla enrollada bajo la nuca y almohadas bajo las rodillas.
  • Evitar acostarse “boca abajo”.
  • Levantarse de la cama lentamente.
  • Evitar el reposo en cama prolongado, nunca más de dos días.
  • Evitar levantar peso, estar sentado o conducir largo tiempo y mantener posturas con el tronco hacia delante.
  • Caminar o nadar durante 30 minutos diarios (después que el dolor haya desaparecido)

Recuerda que la mejor prevención consiste en mantener una buena condición física mediante el ejercicio regular, evitar el sobrepeso y las malas posturas.

dolor de espalda

loading...
Deseas apoyarnos

Saludnaturalybelleza.com es una comunidad que no tiene ánimo de lucro que se apoya en subvenciones y donaciones de personas como tú. Si todas las personas que leen donan unos dólares, obtendremos los fondos suficientes para seguir llevando alternativas naturales. Puede conocer más en:

consultas.bellezanatural@gmail.com

www.saludnaturalybelleza.com/donaciones.html

1 Response

  1. carlos sanchez dice:

    buen día cada vez que puedo veo su programa y para mi es un programa que tiene gran importancia y relevancia en estos momentos donde la medicina esta tan cara y que no tiene el poder curativo de las plantas vivo en puerto ordaz y me gustaría saber si tiene consulta en este estado o me puedan recomendar a quien puedo asistir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *